Chequeo familiar: La crianza positiva previene el abuso de las drogas
Comunicación

La buena comunicación entre padres e hijos es la base de una  relación familiar sólida. Las buenas técnicas de comunicación ayudan a los padres a detectar problemas desde muy temprano, generar un comportamiento positivo y estar al tanto de lo que sucede en la vida de sus hijos.

Imagen
Mother and daughter sitting on a jetty talking.
Photo by @iStock.com/Martinan

Antes de comenzar:

  • Cerciórese de que sea un buen momento para conversar y que se pueda concentrar totalmente en comunicarse con su hijo.
  • Tenga un plan.
  • Sepa claramente lo que desea comunicar antes de acercarse a su hijo.
  • Sea calmo y paciente.
  • Limite las distracciones; apague y guarde los teléfonos y dispositivos.
  • Fije un horario para la conversación de modo que el menor sepa qué esperar.

Las aptitudes claves de comunicación incluyen: 

Demuestre interés o preocupación. No culpe ni acuse. Por ejemplo, en vez de decir: "¿Cómo te metes en estas situaciones?", diga: "Esa parece ser una situación difícil. ¿Te confundiste?"

Fomente la solución de problemas y haga pensar a su hijo. Por ejemplo, en vez de decir: "¿Qué creías que iba a pasar cuando no piensas?", diga: "¿Cuál crees que habría sido una mejor forma de manejar esa situación?"

Tenga en cuenta estos cuatro pasos para mantener la calma:

  • Controle lo que piensa y lo que hace
  • Evalúe y decida si está demasiado molesto para seguir
  • Si está y demasiado molesto o enojado, apártese de la situación
  • Haga un plan para lidiar con la situación

Consejos adicionales

  • Esté presente y atento.
  • Demuestre comprensión.
  • Escuche con respeto.
  • Manténgase interesado.
  • Evite emociones negativas.
  • Dé aliento y ánimo.

Escuchar y observar.  Los jóvenes se sienten más cómodos hablando sobre temas o situaciones con sus padres cuando saben que los van a escuchar y no los van a culpar o acusar. dlpurdy@sbcglobal.net

Reducir el nivel emocional. A veces el hablar con los hijos despierta fuertes emociones que interfieren y no permiten pensar con claridad. Seguir los pasos indicados anteriormente para mantener la calma puede ayudar a los padres a mantener la conversación por el camino correcto.

Videos con ejemplos (en inglés)