Un ambicioso plan de investigación para ayudar a resolver la crisis de los opioides

Imagen
Media Name: nora-volkow-blog-heal.jpg

En la primavera de 2018, el Congreso incorporó $500 millones adicionales al presupuesto de los NIH para invertir en ciencia para encontrar soluciones a la crisis de opioides. La Iniciativa de asistencia para terminar con la adicción a largo plazo (HEAL) se pone en marcha hoy con el anuncio de varios proyectos audaces en los NIH, centrados en dos áreas principales: mejorar los tratamientos para la adicción a los opioides y mejorar el tratamiento del dolor para prevenir la adicción y las sobredosis. Los fondos que recibe el NIDA se destinarán al objetivo de abordar la adicción de nuevas formas y brindar mejores formas de atención existentes a las poblaciones que la necesitan.

El desarrollo de nuevos tratamientos para la adicción y herramientas para revertir la sobredosis es uno de los principales proyectos que financiaremos. Actualmente, la FDA ha aprobado tres medicamentos para combatir la adicción a los opioides, se acaba de aprobar un medicamento (lofexidina) para tratar los síntomas físicos de la abstinencia de opioides, y la naloxona está disponible tanto en formulaciones inyectables como intranasales para revertir la sobredosis. Pero se necesita una gama más amplia de opciones en las tres áreas. Estos pueden englobar no solo nuevas formulaciones de medicamentos existentes (p. ej., formulaciones de depósito de acción prolongada de agonistas opiáceos o formulaciones de naloxona de acción prolongada que son más adecuadas para revertir las sobredosis de fentanilo) sino también compuestos dirigidos a diferentes sistemas receptores o inmunoterapias, para tratar los síntomas de abstinencia y ansias, además de la progresión de los trastornos por consumo de opioides. El Proyecto de investigación de desarrollo de medicamentos centrados en el OUD consistirá en una serie de estudios de alto impacto que idealmente conducirán a aproximadamente 15 nuevos fármacos en investigación (IND), que luego producirían alrededor de 5 solicitudes de nuevos fármacos (NDA) presentados a la Administración de Drogas y Alimentos (FDA).

Muchas investigaciones ya apuntan a los beneficios de aumentar la provisión de tratamiento OUD con poblaciones involucradas en la justicia, por lo que esta es otra área que recibirá fondos de la iniciativa HEAL. La Red de innovación sobre opioides en la comunidad penal creará una red de investigadores que pueden realizar rápidamente estudios destinados a mejorar el acceso a tratamientos de adicción empíricos de alta calidad en entornos judiciales. Se trata de realizar una encuesta nacional sobre los servicios de tratamiento de la adicción en los sistemas penales locales y estatales; estudiar la eficacia y la adopción de medicamentos, intervenciones y tecnologías en esos entornos; y encontrar formas de utilizar las fuentes de datos existentes, así como de desarrollar nuevos métodos de investigación para garantizar que las intervenciones tengan el máximo impacto.

La Red Nacional de Ensayos Clínicos para el Tratamiento de las Drogas (CTN) facilita la colaboración entre el NIDA, los investigadores científicos en las universidades y los proveedores de tratamiento en las comunidades con el objetivo de desarrollar, probar e implementar tratamientos para la adicción. Como parte de la iniciativa HEAL, el Proyecto de mejora de la investigación de opioides de la CTN  ampliará en gran medida la capacidad de la CTN para realizar ensayos mediante la adición de nuevos sitios y nuevos investigadores. Los fondos también permitirán la expansión de los estudios existentes y facilitarán el desarrollo e implementación de nuevos estudios para mejorar la identificación del uso indebido de opioides y del OUD y la participación y retención de pacientes en el tratamiento en una variedad de entornos médicos generales, que incluyen: atención primaria, departamentos de emergencia, obstetricia/ginecología y pediatría.

Una gran tragedia de la crisis de los opioides es que ya existen muchas herramientas efectivas, pero no se están implementando de manera efectiva en las comunidades que las necesitan. Solo una fracción de las personas con OUD recibe algún tratamiento, y de ellas, menos de la mitad reciben los medicamentos que se reconocen universalmente como atención estándar, o solo reciben medicamentos por un período demasiado corto. Como parte de los esfuerzos de la iniciativa HEAL, el NIDA lanzará un estudio de investigación de implementación en múltiples sitios llamado Estudio HEALing Communities, en asociación con la Administración de Salud Mental y Abuso de Sustancias (SAMHSA). El Estudio HEALing Communities apoyará la investigación en hasta tres comunidades altamente afectadas por la crisis de opioides, para evaluar cómo la implementación de un conjunto integrado de intervenciones empíricas dentro de la atención médica, la salud conductual, los sistemas penales y las organizaciones comunitarias puede funcionar para disminuir sobredosis de opioides y para prevenir y tratar el OUD. Las lecciones aprendidas a partir de este estudio darán lugar a mejores prácticas que podrán aplicarse a otras comunidades del país.

La Iniciativa HEAL es una gran oportunidad para concentrar eficazmente el dinero de los contribuyentes donde más se necesita: en la aplicación de la ciencia para encontrar soluciones a la peor crisis de drogas que nuestro país ya vio.

Vea también:

Dra. Nora Volkow, directora

Aquí destaco la importante labor que está llevando a cabo el NIDA y otras novedades relacionadas con la ciencia detrás del consumo de drogas y la adicción.

Reciba el blog de Nora por correo electrónico